Depósitos del SEFAR se quedan sin medicamentos antirretrovirales

08 de Junio, 2017

 

La Red Venezolana de Gente Positiva exige a las autoridades del Ministerio de Salud garantizar la vida de 75.000 venezolanos que viven con VIH. Además de la ausencia de antirretrovirales, no hay reactivos para las pruebas de carga viral, linfocitos T4 y ELISA, ni leche maternizada para los niños de madres seropositivas.

RVG+, 8 de junio de 2017. La vida y la salud de más de 75.000 personas con VIH se encuentran en alto riesgo en Venezuela, debido a que los medicamentos antirretrovirales disponibles en los depósitos del SUMED/SEFAR, del Ministerio de Salud, se agotaron totalmente. Integrantes de la Red Venezolana de Gente Positiva (RVG+), que realizan monitoreos en puntos focales en todos los estados del país, reportan que en los actuales momentos existe escasez de medicamentos antirretrovirales para las personas con VIH/SIDA, en 20 estados del país. Los fármacos Complera, Viraday, Ritonavir, Atazanavir no están disponibles en ninguna de las farmacias de antirretrovirales del Ministerio del Poder Popular para la Salud. El secretario de la Red Venezolana de Gente Positiva (RVG+), Estevan Colina, afirma que a partir de junio de 2017 se inicia nuevamente la crisis de desabastecimiento de antirretrovirales en el país, al confirmarse no solo la ausencia de los medicamentos señalados anteriormente, sino también el agotamiento de los inventarios de los fármacos indicados para las enfermedades oportunistas de las personas inmunosuprimidas, tales como toxoplasmosis, citomegalovirus, tuberculosis, criptococosis, sarcoma de caposi y neumonía por neumocitis carine. Los medicamentos en presentaciones pediátricas, para niños con VIH, están totalmente agotados. Además, no hay reactivos para los exámenes de Carga Viral y de Subpoblación de Linfocitos T4, que son los exámenes de control que deben realizarse las personas con VIH dos veces al año; ni reactivos para la prueba ELISA de 4ta generación para realizar el despistaje de VIH a las embarazadas y así activar los protocolos para evitar que los niños de madres seropositivas se infecten. A esto se suma el hecho de que el Ministerio de Salud no garantiza las fórmulas sucedáneas de la leche maternizada a los niños que no pueden ser amamantados, ni tampoco los complementos nutricionales que requieren las personas en etapa SIDA, con síndrome de desgaste físico. Todos estos medicamentos tienen que ser adquiridos en divisas a través del Fondo Estratégico de la OPS/OMS, pero según información fidedigna que ha llegado a la RVG+, en el Gobierno nacional hay un retraso de 6 meses en la transferencia de los recursos para la compra del año 2017, lo cual compromete los tiempos de entrega de estos medicamentos. A esto se suman los los controles aduanales que obstaculizan aún más el proceso de despacho. Por tal motivo, las personas con VIH y las ONG integrantes de la RVG+ le hacen un llamado al nuevo ministro de Salud, Luis López, para que realice las gestiones pertinentes que garanticen los medicamentos antirretrovirales, medicamentos para enfermedades oportunistas, reactivos para los exámenes de control, sucedáneos de leche maternizada y complementos nutricionales, pues todos son necesarios para garantizar los derechos humanos a la vida y a la salud de los 75.000 venezolanos que dependen de la gestión de este despacho.